jueves, 30 de junio de 2016

Adiós

Te ahogas. Se te viene el mundo encima y se van los sueños a tus pies. Ya no queda nada. No tenías opción, nunca tuviste elección. Y el momento más doloroso llegó. Y lo sabias, sólo tenías que despertarte un día y darte cuenta que...
No estabas preparado, nunca lo vas a estar. ¡No se puede cambiar! ¡No lo intentes! ¡No va a resultar!. Sólo te queda hacer una cosa, todavía más dolorosa que la situación. Das un respiro hondo y decís «Adiós»

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¡No te olvides de dejar tu comentario!